7.12.2005

Odio los blogs

Para empezar, odio los blogs. Todos me parecen el intento de alguien por demostrar lo sensible y bello que es por dentro. O eso, o una serie de tonterías sin pies ni cabeza. Frank Zappa dijo que las revistas musicales son escritas por gente que no sabe escribir para gente que no sabe leer, y eso me parece de lo más apropiado para la mayoría de blogs. ¿A quién le interesa que te haya dejado la novia, o que tu perro se haya comido tus poesías? ¿A quién, si ni te conocemos a tí, ni a tu novia ni a tu perro? La mayoría de bloggers no hacen más que mirarse el ombligo y pensar lo interesante que sería para el resto del mundo civilizado mirarlo también.

Con todo, hay excepciones, y hay gente que sabe escribir, y (¡toma ya!) tiene cosas que escribir. Sólo conozco dos (el pequeño Pab y mi amiguito Andrés), y uno se lo ha dejado, así que no me parece que la cosa esté para tirar cohetes.

Y visto lo visto... ¿qué hago yo escribiendo un blog? Pues porque a lo mejor me pienso que podría ser como los que valen cuando me haga mayor, y porque no tengo muchas cosas mejores que hacer por las noches, que es para muchos "bloggers" el principal motivo. Y bueno, tal vez yo también piense que mi ombligo es un sitio interesante para visitar...

No hay comentarios: