7.03.2007

Miedo y asco en la ciudad de las naranjas VII

Hoy he visto un tipo en bolas por la calle. Así de fácil: el hombre iba desnudo por la calle, asustando a los niños y escandalizando a las señoras mayores. También iba descalzo, y era muy moreno ( y me refiero al conjunto...todo moreno. Una cosa rara, rara) Llevaba una mochila de montaña a la espalda, y caminaba con toda la naturalidad del mundo. Parecía una performance, o Zaratustra recién bajadito de la montaña, o qué sé yo. Uno que es bastante cínico iba buscando la cámara que estuviera grabando toda aquella marcianada. No había ninguna.

Nadie le dirigía la palabra. Sólo le miraban de reojillo. La gente pasaba a su lado y seguía hablando, o leyendo el periódico. Supongo que todos temían que fuera a pedirles dinero o algo peor, así que hacían esfuerzos notables por ignorarlo. Pero no pedía nada. Sólo era un tipo andando en pelotas por la calle, con una mochila gigante a la espalda.

Llegado a un punto , se paró en un banco, sacó un pantaloncito corto de la mochila y se lo puso. Entró en una panadería. Supongo que para comprar una de cuarto, como todo el mundo.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Maaaaa jaj jajaja aaadre mía!

Tío! A eso se le hace una foto hombre! No por deleite ni por contemplación posterior, sino porque es un momentazo...

Hace tiempo, harán un par de años, se vió a una tremenda jaca en pelotas en el cruce Manuel Candela-Blasco Ibáñez. Iba en bolas, enseñando sus encantos y con botas altas. Lo jodido del tema es que era en Navidad... Yo lo entiendo, en esa época se te va la pela y uno se queda bajo mínimos, pero...

- SemiGabriella dijo...

Pues yo el otro día iba caminando por ahi... y no sucedió absolutamente nada.

¿No te encanta cuando no pasa nada? La vida siempre parece mucho más sencilla cuando dejamos de concentrarnos. O al revés, cuando nos quedamos tan ensimismados que nada más importa.

odiolitos dijo...

Mmm...zona universidades, botas, invierno... eso SÏ era una performance. O un programa de los de cámara oculta chungo. Vamos, o alta cultura, o bazofia integral, según quién lo haga.

La verdad es que mi vida de empollón en los últimos meses me hace desear que pasen cosas. Que tios raros pasen por mi barrio, que venga el curandero a vendernos ungüentos mágicos que curan la gonorrea, el cólera y la tos ferina, o el circo... Pero sí, entiendo lo que quieres decir. A veces mola no enterarte de nada.

Anónimo dijo...

Soy el de la tía en bolas con botas puestas. O lo que es lo mismo, JM. Se me olvidó firmar la otra vez, sorry.

Con respecto a la sensación de que no pasa absolutamente nada, lo siento pero discrepo: si no pasa nada, NO PASA NADA. Y esas tres palabras juntas suenan demasiado aburridas.

odiolitos dijo...

Ya, es cierto. Nada sólo puede ser divertido cuando tienes demasiada diversión. Eso puede ser el caso de la amiga Gaby, pero no el mío. En fin...